viernes, 16 de marzo de 2012

WHO IS THAT BOY?

Quería hablar esta semana de la sumisión femenina, pero me ha salido un escrito tan patatero y horrible que habrá que rehacerlo con calma y buenos alimentos. Pero las máquinas no pueden parar, the show must go on, los tebeos tienen que salir cada mes, el SALVAME se emite sí o sí…así que el blog no puede ser menos. Iba a hacer una tanda de COSAS SOBRE MÍ carente de gracia  e interés pero llena de paridas malas, sexo obsceno y groserías varias cuando en una web de frikis de tebeos que suelo visitar me he encontrado con algo que me ha llegado al alma y  que voy a copiar de forma miserable. Más o menos.

La cosa es que un tipo llamado Michael Uslam, desconocido por mí hasta ahora pero nuevo ídolo de mi Olimpo particular, va a publicar una especie de autobiografía  en la cual narra su relación con los cómics, con la excusa de que ha sido productor de varias adaptaciones al cine de Batman. Y los párrafos expuestos son la caña. Así que me he dicho…¿y si copio un poco el fondo y algo del estilo para explicar algo parecido sobre mí y el bdsm? Y me ha quedado algo así. Pongo el título en inglés por si vuelve a entrar Lady Sidonia. Pero sólo el título, el resto que se apañe con un traductor de google.

Con la venía:

¿Quién soy?

Puede que mis padres me dieran la  vida, me compraran pañales, juguetes, alimentos, ropa, me ofreciesen un techo y me cuidasen. Puede que incluso me dieran cariño y la mejor educación que pudieron o supieron. Pero eso no define quién soy.

¿Quién soy?

Soy el tipo que recorría 4 Kilómetros en los 80 para ir a un vídeo club donde no me conocía nadie para alquilar películas porno con la esperanza de que hubiera alguna escena de sado. Era menor de edad, pero me dejaban. Soy el tipo que cuando perdió su virginidad se preguntó “¿tanto rollo para esto? Yo lo que quiero es una buena sesión…”. Soy el alma oscura que miraba a la chica más rara de la disco pero que nunca se atrevía a decirle nada. ¿Eras la chica más rara de la disco? Siento haber sido tan tímido entonces. Soy el niño que tenía miedo a perderse en el metro pero eso no le impidió ir a las ramblas a comprar una oferta de revistas sado maso. No me perdí, pero  mis padres me preguntaron por qué había tardado tanto en ir a por el pan y por qué tardaba tanto en quitarme el abrigo. Soy quien cambiaba todos los cromos de la resistencia de “V” por los de Diana, no importaba que los tuviera repetidos. Soy quien estaba enamorado de Betty Page antes de que supiera quién era Betty Page.

¿Quién soy?

Soy el tonto que con su primer sueldo se compró el libro de Paf Califfa LOS PLACERES DEL SADO MASOQUISMO. Me pareció una puta mierda de libro, pero todavía recuerdo cómo me temblaban las manos al ver su portada. Soy el cobarde que le puso cojones y subió esas escaleras de un piso del eixample donde una mujer ofrecía un servicio de sado del que no tenía ni idea. Soy el que lanzó un tebeo al suelo llorando de rabia porque tenía una escena del tema y pensaba que jamás yo tendría algo así. Soy el que soñaba con Gilda, el que se estremeció con Pauloca, el que no entendía por qué el príncipe totolhaba huía de la Madrastra. Soy el que pensó que la Doctora Elena Ochoa era una gilipollas integral cuando en aquel programa de HABLEMOS DE SEXO dijo que todos los que tenían estas fantasías habían tenido traumas de pequeños. Soy el que grabó ese mismo programa en VHS delante de sus padres, poniendo un periódico encima del vídeo para que no viesen la luz roja del rec. Soy el que tuvo una erección como un piano durante la primera escena de INSTINTO BÁSICO, en la cual hay un tipo atado en la cama al que acuchillan, y que le dejó indiferente el puto famoso cruce de piernas.

¿Quién soy?

Soy el que chupó una polla por educación, al que timaron 500 pesetas con la promesa de un contacto en un  número de pago, el que entró en internet sin saber encender un ordenador para entrar en páginas del tema. Soy el que se coló en una reunión del CLUB DEL LIBRO de la biblioteca del barrio porque esa semana el libro de lectura era EL AMANTE LESBIANO. Todas las marujas me miraban raro mientras comentaban que vaya mierda de libro. Soy el que repasaba todas las viñetas de todas las páginas de todos los números de todas las revistas de EL JUEVES que mi padre compraba de segunda mano. No hace falta decir qué buscaba, no? Gracias, Clara de noche, siempre había algo tuyo. Soy el que se hizo miles de pajas post púberes con una foto que había en un libro de sexualidad. Soy el que alquiló de nuevo PORKYS 3, LOCA ACADEMIA DE CONDUCTORES, MÁXIMA ANSIEDAD, y alguna otra mierda de peli más porque tenía alguna escenilla sado de por medio. Soy el que mentía cuando decía que sí, que tal modelo estaba buena, mientras pensaba que vaya pavi sosa de mierda y a ver si se comía un buen filete, que le hacía falta. Soy el que tenía una sensación rara cuando la cerdita Peggy pegaba a la rana Gustavo.

¿Quién soy?

Soy el que no pensaba morir sin haber tenido una sesión. Soy el que ha arriesgado la vida, la honra, la prez, la cordura, la convencionalidad, el alma y el cuello y no se arrepiente. Soy el que tenía una extraña sensación cuando me dejaba pillar por las chicas jugando al pilla-pilla en el patio del colegio. Soy el que mira las botas de una mujer en vez de sus pechos. Soy quien considera que un muslo cubierto por medias es la cosa más hermosa del universo. Soy el que soñaba con la profe de mates en vez de con la jefa de las animadoras. Soy el que al pasar junto a una mujer policía le miro las esposas y pienso en lo bien qué le sienta la gorra. Soy la única persona en el mundo que recuerda que hubo un programa del UN, DOS, TRES dedicado a la burocracia en el que salían las azatas vestidas de dominatrices en una actuación antes de la subasta y que se ha recorrido  internet entera buscando esa secuencia. Sin resultados. Soy el que iba en el metro leyendo libros del Marqués de Sade mirando si alguna otra viajera captaba la señal lanzándome miradas cómplices. También sin resultados.

Soy el que se compró un ejemplar de la revista LIB sólo porque salía una entrevista con Dómina Zara sin importarle una mierda el resto de tías en bolas que salían. Soy el que grabó el vídeo clip de Madonna de SEX y no me compré el disco/libro porque  no tenía dinero.


Sabía quién era Sade, quién era Masoch, quién era Wanda, quién era Zara y Luis Vigil, por qué molaban los cómics de Valentina y situar en el mapa el OWK. Soy el que se aburrió con HISTORIA DE O pero se la leyó entera y quien consideró a Justine una afortunada.

Soy todo eso y muchas cosas más que no me acuerdo o que me avergüenza decir. Da igual lo listo que me crea, la suerte que tenga, lo guapo que sea, lo larga que la tenga. Eso me define más que la mayoría de las cosas que me pudieran definir. Con el tiempo y la vida, no he cambiado. Sólo que no necesito hacer el 99% de lo expuesto porque tengo más medios, más relaciones, más perspectivas. Pero nunca dejaré de ser todo esto. Y lo asumo, lo entiendo, lo acepto. Nadie es perfecto. Oye, al fin y al cabo no me ha ido tan mal…

Bueno, la semana que viene a ver qué decimos de la sumisión femenina o, en su defecto, cambio de tercio en forma de a saber qué. Mientras tanto ya saben, el miércoles no hace falta que vayan al museo del Prado para ver puro arte, que nosotros colgamos la BEDESEMENIADA de rigor. Hasta entonces si ven unos jinetes surcar el cielo con unas trompetas, no se asusten, les han contratado para una ronda de platós en SALVAME DE LUXE.

24 comentarios:

CASTIGADORA dijo...

Plas plas... genial.

Spirit dijo...

CASTIGADORA; qué rapidez en comentar! Pues gracias, me alegro que te haya gustado.

Un abrazo

Sirviente dijo...

Lo tuyo es pura vocación, jeje.

Por cierto, desde el año pasado cojo prestado de la biblioteca números atrasados de la revista El Jueves, donde se muestran las andanzas de "Clara" y compañia, jeje.

Un saludo.

matango dijo...

Yo tambien miro antes las botas que los pechos...

Muy buen aporte, si señor, eso es conocerse a uno mismo y lo demas tonterias.

elliot{Dita} dijo...

Genial Spirit, siempre te buscas las vueltas para superarte en cada post.

Un placer leerte. Saludos.

Spirit dijo...

Saludos a todos;

sirviente; Clara es un clásico, en aquella época un erotismo light que me gustaba...pero a día de hoy lo mejor es SILVIO JOSÉ y las aventuras del gran FREDERIK FREAK...No te las pierdas!

Un abrazo

matango; hombre, no ha sido de un día para otro, pero la realidad es tozuda y a base de palos se aprende....

Un abrazo

elliot (Dita); gracias...bueno, hay que ir dando vueltas al magín para no escribir siempre lo mismo...o sí, pero que no lo parezca.

Un abrazo

Marlowe dijo...

Auténtico y muy divertido. ¡Enhorabuena!

Anónimo dijo...

Y la entrevista?

matango dijo...

Grande Silvio Jose.

Hace muchos años que sigo al tambien grandisimo Paco Alcazar y siempre vale la pena leerlo...

Spirit dijo...

Marlowe; gracias! me alegro que te haya gustado...

Un abrazo

Anónimo/a; la guardo para un deluxe, que una cosa así no puede ir en el diario ;-)

Un abrazo

matango; yo del gran PACO ALCAZAR todavía conservo un tebeillo editado de forma independiente llamado PORQUE TE GUSTA que es la cosa más destroyer, escalofriante, ridícula, obscena y bestia que han leído mis ojos...Grande, muy grande.

Un abrazo

laprincesa{Celta} dijo...

Sinceramente pareces que has vivido más de una vida con todo lo que cuentas, jod...que aburrida ha sido la mia, jeje. Siempre me digo a mi misma...porque no me habré dado cuento yo de esto antes???, en fín.

Me encanta, sobre todo porque calmo un poco mi vena "sálvame".
Estoy deseando ver que escribes sobre la sumisión femenina...aquí "las sumi" te estamos esperandooooooo....

Un abrazo.

lavacamejor dijo...

Tienes lo que hay que tener, sí señor. Y ciertamente Clara tenía una extraña ternura..como tú.

matango dijo...

Pues del señor Alcazar, yo aun conservo el Lovesuck experience y el ESCARBA, ESCARBA de Subterfuge, autenticas bestialidades de humor negro con no pocas referencias al BDSM

Ama S. dijo...

Ay, la cerdita Peggy pasó por mi retina infantil... a ver si aquello me influyó más de lo que yo creo ;)

Estaba yo escribiendo cierto post futuro y puse algo de los teleñecos como contrapuesto al sexo, pero en fin, algunos ven vicio hasta debajo de las piedras :)

Spirit dijo...

Saludos a todos;

Princesa (Celta): mujer, emocionantes, lo que se dice emocionantes, la mayoría de las cosas no son...entran más en otra categoría, la de patéticas, pero que he vivido una vida, eso sí....

Un abrazo

lavacamejor; si hay que tener inconsciencia, la tengo a raudales...:-)

Un abrazo

matango; desconozco esas obras, pero me da que lo mejor de la producción de Paco Alcázar y otros están en esos proyectos independientes....

Un abrazo

Ama S; No sé, no sé...puede que los teleñecos sean asexuales, pero es que yo veía a la cerdita Peggy dándole mamporros a la rana gustavo y diciéndole de tó y supongo que tendría 4-5 años y me ponía como las amotos...igual lo mío no es vocación, si no directamente vicios, puede ser.

latexo dijo...

Me siento identificado en tantas cosas :D, a mí también siempre me han ido las raras y locas, para nunca atreverme a decirles nada.
Pero lo de peliculas buff, desde tragarme el "halcon y la flecha" con el burt lancaster por las escenas del collar, "hatari" con jonh wayne por la estupenda escena de ebonización o pasarme el dia viendo la MTV cuando era una cadena musical a ver si pasaban algun videoclip chulo, o ver a Beavis y Butthead por si era el episodio que echaban el videoclip de "venus" de banamarama...ya me sabía si era el programa correcto por los demas videoclips :D.
Gracias a youtube, todos estos momentos se perderan como lagrimas en la lluvia.

Fantasma de la Opera dijo...

Esto es más una declaración de intenciones que otra cosa... Reafirmar tus aficiones, tus manías, tus limitaciones, etc., con mucha guasa y estilo XD XD

Por cierto, una preguntita, Spirit: al hilo de tu admiración y morbo por Sidonia, yo lo tengo por Syonera Von Styx, y por ahora no cabe otra en mi corazoncito... Me tiene fascinado desde hace tiempo, su autoridad teutona, su porte, pelo rubio platino, voz, gélida mirada en medio de esos rasgos faciales tan rotundos, silueta y feminidad, sus movimientos... No soy masoquista, nunca he tenido ocasión de comprobarlo, pero no puedo evitar mi fascinación por esta mujer. Miro y remiro sus películas una y otra vez, y ésta en concreto me vuelve loco http://www.xhamster.com/movies/314126/femdom_prostate_massage.html

La pregunta es: dada esta fantasía o debilidad, ¿soy o no soy carne de cañón para una dómina?

Spirit dijo...

latexo; pues somos muchos los que nos ha llamado la atención una escenilla aquí, otra allá...y a eso nos ha incentivado/canalizado/ potenciado/despertado/loquesea nuestras fantasías...

Un abrazo

El fantasma de la Ópera; la amiga Syonara Von Styx o como se escriba hay que reconocer que es una de las mejores porno stars del tema, pero no nos engañemos; porno star al fin y al cabo, sólo que diferente.Pero sí, la verdad es que una de las que mejor ha interpretado estos mundos y es normal que rompa corazones y otros órganos a pares. ¿Eso es síntoma de ser carne de cañón de una Dómina? Bueno, hay fantasías que quedan mejor en la fantasía que en la realidad, hay escenas estéticas que luego se quedan ahí...yo creo que sí, que si ves una peli de un tío lamiendo pies y te excita es por algo, si no vas a buscar lo que vas a buscar, pero también creo que es necesario dar el paso en real y probarlo para saberlo de verdad...

Un abrazo

Mar dijo...

Yo era la chica rara de la disco... pero te perdono.

Un post precioso, Spirit. Un abrazo.

Spirit dijo...

Mar, Vos? No lo hubiera dicho...

Un abrazo

Fantasma de la Opera dijo...

Spirit, pero, ¿qué dices...?

Estás completamente equivocado con respecto a Syonera Von Styx. No es una porno star ni mucho menos. Es una dómina de verdad, de la cabeza a los pies, de las de hacer muuucho daño y gozar con ello. De hecho, en absolutamente ninguna de sus películas que he encontrado (y tengo unas cuantas) muestra sus encantos más allá de lo necesario. Es más, ni siquiera usa el sexo en sus sesiones, no como Sidonia, que de vez en cuando se tira a sus sumisos...

Creo que deberías buscar en Google por esa dómina y entrar en sus páginas web antes de afirmar su condición de pornostar.

Es más, creo que caerás también en sus zarpas, embrujado por su estilo.

En fin, cada cual tenemos nuestras debilidades.

Spirit dijo...

Fantasma de la ópera; conozco a la señora Syonera de los múltiples vídeos que tiene colgados en la red, e incluso en la página dominity.com tienes una generosa muestra de trailers que, es verdad, son un primor. Soy consciente de que es una de las dominatrices que mejor ha interpretado estas fantasías y que no sólo no se desnuda ni realiza sexo convencional si no que en porte, figura, comportamiento, dominio, etc...es una verdadera maestra de estos mundos. Incluso me atrevería a decir que técnicamente es de las mejores también. Y es verdad que es alta, rubia, borde y, para mi disgusto, joven y delgada. Pero sí, yo encantado de caer en sus zarpas, su melena rubia y su acento germano.

Mi calificativo de porno star no viene dirigido a las guarradas que se le asocian a una porno star de forma natural, si no a que...es una figura que hace películas porno, sólo que de otra temática y en otro estilo. Digamos que la tengo en la lista de cuando haga un repaso a las porno estar del sado, junto con lady Asmodena, lady Britt, la amiga Sidonia y otras por el estilo. ¿Son dóminas profesionales que de tanto en tanto hacen una peli del tema? ¿Son dóminas especializadas en hacer películas del tema pero no ejercen? No lo puedo asegurar (supongo que habrá de todo) pero...bueno, yo soy reacio a considerarlas cuanto menos "dóminas normales", aunque quizás el calificativo de porno star no sea el más adecuado.

Un abrazo

latexo dijo...

Un offtopic dedicado a Mar: eso de que llames a James Bond vainilla, te recomiendo el relato de Ian Fleming "007 en Nueva York" en el que el agente Bond considera unas interesantes opciones de diversión en la gran manzana ;)

servican dijo...

Cachis! A mi el UN, DOS, TRES, me cogió en Venezuela.